loading image

Odontología preventiva i conservadora

La prevención es el mejor tratamiento para evitar las patologías bucodentales.

La odontología preventiva, reduce la necesidad de tratamientos dentales a medio y largo plazo mediante una buena higiene bucodental y unos correctos hábitos de salud.
Estos hábitos consisten a cepillarse los dientes de manera rutinaria después de cada comida, una buena dieta, no fumar y venir a revisiones anuales al dentista donde los aconsejaremos y recomendaremos cuáles son las pautas a seguir para mejorar su salud bucal.

La odontología conservadora nos permite prevenir, parar y curar las caries. Estas pueden afectar levemente a la estructura dental, destruyendo únicamente el esmalte o progresar a estadios mucho más graves, invadiendo los tejidos más profundos.
Puesto que la salud dental es nuestra prioridad, utilizamos las diferentes técnicas en odontología conservadora para poder preservar los dientes en las mejores condiciones y el máximo tiempo posible. Evitando así mismo tener que realizar tratamientos más complejos mediante la prevención.